Actividad física

[ A+ ] /[ A- ]

Imagen6

Si bien es importante descansar y evitar fatigarse, también es recomendable incluir  un poco de ejercicio en la rutina diaria.

El tipo y la cantidad de ejercicios deben estar indicados por un médico o fisioterapeuta, que precise cómo desarrollarlos para cada paciente.

Si se realiza alguna actividad extra, es importante tener en cuenta lo siguiente:

  • Procurar hacer un seguimiento de la movilidad para saber cuánto ejercicio le resulta beneficioso y cuándo corre el riesgo de exigirse demasiado.

  • Si a los días o a las semanas de hacer una actividad la misma resulta muy extenuante, quizás sea necesario moderarla.

  • Procurar hacer ejercicios suaves de elongación todas las mañanas.

  • Nadar es una actividad muy completa y recomendable ya que es beneficiosa para todo el cuerpo. Además el agua contribuye a aliviar ciertos síntomas, como la sensación de pesadez en las extremidades.